Powered by

Revenue Management

Fracaso de la estrategia hotelera

1 comentario

22 marzo 2012 a las 12:00, por

Implantar la estrategia

La velocidad a la que se mueve el mercado, los nuevos conceptos en distribución y sobre todo las exigencias de los clientes, hace que la vida y la muerte de modelos de negocio sea un factor más a gestionar por los empresarios. En el mundo hotelero, el establecimiento que perdura en el tiempo con un modelo sin cambios, que le permite crecer año a año, es un concepto inconcebible en la actualidad.

Son muchas las reflexiones sobre las mejores fórmulas de cambios para mantener la competitividad de un complejo hotelero, aumentar ventas, disminuir costes…pero resulta básico entender la causa por la que fracasan las acciones que muchos hoteleros toman simplemente por ser una tendencia del mercado, sin plantearse si esas decisiones están alineadas con la estrategia (en el caso de que la tenga) de su empresa.

Estos fallos son numerosos, aunque son principalmente cinco la base del fracaso en la implantación de la estrategia hotelera:

  1. Bajo enfoque al tipo de cliente final. Como ya se ha comentado en otros post, el cliente marca la estrategia. Es esencial definir el tipo de cliente, cuales son sus gustos y dónde está, sino, no sabremos cómo llegar a él.
  2. Mala definición del producto/servicio. Hoy en día es necesario diferenciarse para conseguir situar un producto en el mercado. Está diferenciación, ya sea en precio o en calidad, se hará en función de los atributos del producto, en este caso, nuestro hotel.
  3. Errónea elección de la tecnología. La tecnología es solo un vehículo que permite al empresario facilitar la consecución de un objetivo. Por tener una simple web o un motor de reservas espléndidos, no aseguramos el lleno del hotel. La reflexión de Javier Silvestre en un post anterior lo refleja claramente: “ No se trata de tener una web, se trata de ser un canal y tener las capacidades necesarias para gestionarlo con un retorno razonable“.
  4. Errónea elección del canal de distribución. En función del tipo del cliente, se seleccionará el canal de distribución: no intentemos vender de la misma forma una habitación a un single de 25 años que a un jubilado de 75.
  5. No acertar con el just in time. Hay que saber el mejor momento para lanzar nuestras ofertas, promocionar las bonanzas de nuestro hotel e invertir en un nuevo canal de distribución. No acertar el momento es tirar recursos a la basura.
MindProject

MindProject

Consultoría directiva turística especializada en el diseño y gestión de proyectos transformadores mediante la aplicación del Ciclo Comercial Turístico.

1 comentario 

  1. Lucy Murias 25 marzo 2012 - 21:02

    Tengo un hotel boutique de 6 habitaciones, los costos de vuestro trabajo, pagina web, etc son accesibles para un pequeño hotel? Gracias, Lucy

Deja un comentario

campos obligatorios *

También te puede interesar